Conócenos. El Rincón del Tío Eulogio

En las postrimerías del siglo pasado, allá por el año 1998, llegó para quedarse un simpático paisano. Con su boina por montera y empuñando un porrón de vino, el Tío Eulogio y su rincón, se han convertido en un clásico de la restauración en Getafe.

El Rincón del Tío Eulogio nació con la idea de llegar a todo tipo de público. Para aquellos que no pueden o no quieren gastarse tanto dinero, pero que no renuncian a una buena relación de cantidad y calidad a su justo precio, el Rincón del Tío Eulogio es también su Rincón.

Aquí podrás encontrar una gran variedad de raciones. Desde las típicas patatas bravas, hasta los calamares, sepia, bandeja de cochifrito, fritura de pescado o la oreja a la plancha con adobo casero de elaboración propia.


El Rincón del Tío Eulogio

Éstas y muchas otras raciones, se complementan con bocadillos, sándwiches o platos combinados.

Esta extensa carta, junto a un apetitoso menú diario y menú especial los fines de semana, hacen del Tío Eulogio un lugar donde comer, beber, alternar y charlar con los amigos sea un plan inmejorable.

Además, nuestra gran terraza acondicionada con microclima en verano, y con carpa calefactada en invierno, la convierte en un referente del lugar. Todo ello, no lo olvidemos, con un rápido y amable servicio.